Liborio Guarulla lanzó maldición “chamánica” al Contralor General tras inhabilitarlo por 15 años

Agitando maracas y con un penacho sobre la cabeza, El Gobernador Liborio Guarulla lanzó una maldición chamánica contra las autoridades de la Contraloría del país, acusándolas de inhabilitarlo “injustamente” por 15 años.

 

Guarulla, indígena que gobierna el estado Amazonas desde el 2001, se convirtió esta semana en el segundo político venezolano de alto perfil en ser inhabilitado para postularse a cargos de elección popular, luego de que el también gobernador Henrique Capriles fuera vetado a principios de abril.

 

“Voy a convocar a mis ancestros, a mis chamanes, para que la maldición del dabucurí caiga sobre esa gente que ha tratado de hacernos maldad”, dijo Guarulla, agitando unas maracas y rodeado de los principales líderes de la oposición venezolana.

 

“Les aseguro que no morirán sin tormento. Les aseguro que antes de morir comenzarán a sufrir y su alma va a vagar por los sitios más oscuros y pestilentes antes de poder cerrar los ojos”, agregó en una rueda de prensa en Caracas.

 

Según Guarulla, un abogado y artista plástico de 62 años, la Contraloría también inhabilitó a otros miembros de su gobierno por irregularidades en la adquisición de bienes en casos que acumulaban más de una década sin resolverse.

 

Guarulla dijo que Venezuela vive “una dictadura” y adelantó que apelará la sanción ante el Tribunal Supremo de Justicia y la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH).

 

El país atraviesa una delicada crisis que tiene a la oposición en las calles reclamando por lo que considera un quiebre del orden constitucional. El Gobierno de Nicolás Maduro, sin embargo, asegura que son sus adversarios, con ayuda foránea, los que buscan derrocarlo.

 

En medio de poco más de un mes de protestas callejeras, casi 40 personas han fallecido y cientos fueron heridas.

 

Dejar respuesta