EE.UU. ve en el diálogo la mejor y última opción para resolver la crisis de Venezuela en paz

WASHINGTON (Reuters) – Un diálogo entre el Gobierno de Venezuela y la oposición, auspiciado por el Vaticano, es la última y mejor oportunidad de encontrar una solución pacífica para terminar con la crisis política que vive el país, dijo el viernes el secretario de Estado adjunto para Asuntos Políticos, Thomas Shannon.

“Desde nuestro punto de vista (el diálogo) es realmente el último y mejor esfuerzo para tratar de encontrar una solución pacífica y negociada a esto”, aseguró el diplomático estadounidense.

“Sin este diálogo, Venezuela se encontrará en una situación en que tanto el gobierno como la oposición tendrán que medirse por su capacidad de convocar gente a las calles (…) En ausencia de un proceso de negociación, la movilización puede ser impredecible y muy peligrosa”, afirmó.

Shannon estuvo en Caracas a inicios de esta semana, un día después que el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición política se reunieran formalmente para iniciar los diálogos con miras a superar la aguda crisis que atraviesa el país.

A pesar de que ambos dieran muestras de acercamiento -con la liberación de activistas y la postergación de un juicio político contra el mandatario en el Parlamento- la oposición ha advertido que abandonará la mesa de conversaciones si el Gobierno no cumple con sus exigencias como liberar a más de un centenar de “presos políticos” y activar un referéndum revocatorio presidencial.

“Es un proceso frágil pero muy importante. Y es un esfuerzo de buena fe para encontrar una salida pacífica a la situación de estancamiento político que ha paralizado a Venezuela”, dijo.

“Es digno de nuestro apoyo y digno del apoyo de la comunidad internacional, y vamos a seguir haciéndolo siempre y cuando se mantenga viable”, agregó Shannon, que en los últimos años ha trabajado para aliviar las tensiones entre Caracas y Washington.

En la víspera, Maduro dijo que no se puede poner una fecha límite al diálogo, como pretende la oposición.

Venezuela enfrenta una de las peores crisis de su historia contemporánea con una inflación de tres dígitos, escasez de alimentos y medicinas y una recesión económica.

 

Dejar respuesta