CNE comenzó auditoria de las huellas validadas de los firmantes para el Revocatorio

El Consejo Nacional Electoral (CNE) comenzó la mañana de ayer la auditoría de las huellas dactilares de las personas que ratificaron sus manifestaciones de voluntad para promover el referendo contra el presidente Nicolás Maduro.

El representante de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) ante al organismo comicial, Vicente Bello, confirmó el inicio de la revisión de las 409 mil 313 huellas dactilares captadas en el proceso de ratificación que se realizó entre el 20 y 24 de junio.

De este total deben comprobarse 195 mil firmas, correspondiente a 1% del padrón electoral para pasar a la segunda fase de recolección de 20% de manifestaciones de voluntad (casi 4 millones de firmas).

“Es un sistema automatizado muy robusto en el cual se comparan las huellas captadas con las que aparecen en el Registro Electoral. Las que no coinciden con el sistema son verificadas por unos dactiloscopistas que determinan si coinciden definitivamente o deben ser descartadas”, explicó Bello.

El dirigente indicó que el procedimiento se desarrolla con presencia de representantes de la MUD y que hasta la tarde de ayer no se habían producido rechazos de firmas por no coincidencia con las huellas.

El organismo comicial anunció que el próximo martes 26 de julio dará a conocer los resultados del proceso.

Exigencia al CNE 

Entretanto, la Plataforma de la Defensa de la Constitución Bolivariana, integrada por varios exministros del fallecido presidente Hugo Chávez y disidentes del oficialismo, entregó una carta abierta al CNE para exigirle que ponga fecha al referendo.

“No será fácil, pero pensamos que es impostergable para evitar graves desenlaces, cuyos signos ya se advierten, que el Estado garantice el derecho constitucional de los ciudadanos a participar y protagonizar la acción confirmatoria o revocatoria del presidente de la República”, reza el documento firmado por el mayor general retirado Clíver Alcalá, el ex ministro de Educación y Energía Eléctrica, Héctor Navarro, la ex ministra de Ambiente Ana Elisa Osorio, y el ex ministro de Industria Comercio Gustavo Márquez.

El referendo podría resultar, incluso, una válvula de escape para las presiones que existen (…) Si Maduro pierde el revocatorio, no sería el chavismo, como grupo político el derrotado, si no los que lo usurpan”.
Héctor Navarro
Ex Ministro de Educación

La carta señala que el revocatorio “está dispuesto en la Constitución como un derecho de la sociedad venezolana” y advierte que “sería una mala conducta” que el CNE “obstaculice el ejercicio del derecho de la sociedad a la evaluación o referendo”.

La Plataforma calificó como “repugnante” que “funcionarios a quienes no les está atribuida ninguna competencia electoral, manifiesten a diestra y siniestra la procedencia o no del acto evaluatorio”. Agregaron que la consulta “es el genuino diálogo entre los ciudadanos, y entre estos y el Estado.”

Otros miembros de la Plataforma que firmaron la carta fueron la economista Olly Millán Campos, el abogado Freddy Gutiérrez, el coordinador de Marea Socialista, Gonzalo Gómez, el politólogo Nicmer Evans y el ex diputado del Psuv Juan García.

La ministra de Ambiente entre 2000 y 2005, advirtió que “el revocatorio es una salida a la crisis”. A su juicio, negar esta realidad solo abrirá las puertas a caminos no deseados.

Navarro advirtió que sería “sumamente grave” que no se lleguen a producir las elecciones regionales previstas para este año.

Dejar respuesta