Mujeres de PJ-Nueva Esparta rechazan violencia de género

La dirigencia femenina de Primero Justicia en el estado Nueva Esparta rechazó de manera contundente la violencia de género que se registra a diario en la región insular por parte de efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana contra las mujeres que desde la madrugada se encuentran en las colas de supermercados y abastos para poder comprar productos de primera necesidad para llevarlos a sus casas.

Las justicieras manifestaron su solidaridad con la familia Figueroa, cuyas dos hijas Dennis y Angelis, resultaron gravemente lesionadas este lunes, cuando efectivos de la GNB aplicaron, en la madrugada, un operativo destinado a combatir el bachaqueo en las adyacencias de un supermercado. Las dirigentes de PJ destacaron que ese caso por sus terribles consecuencias hizo visible el maltrato que sufren diariamente las mujeres que por necesidad deben hacer colas, desde la madrugada, para llevar alimento a sus casas, y que por miedo a represalias no lo denuncian.

Agregaron que las agresiones no solo son físicas, que van desde empujones hasta jalones de cabello, sino también verbales y psicológicas, pues además de insultarlas y humillarlas, en varias ocasiones las retienen por varias horas.

Consideran injusto y absolutamente condenable que además de sufrir las nefastas consecuencias del desabastecimiento de alimentos por la incapacidad del gobierno, las mujeres sean víctimas de agresiones y abusos por parte de los cuerpos de seguridad del Estado.

Manifestaron que si la GNB pusiera el mismo empeño para combatir la delincuencia, en el país se reduciría drásticamente el índice de criminalidad.

Exigieron a las autoridades de la GNB respetar a las mujeres, y se preguntaron si en sus casas, sus abuelas, madres, hermanas o esposas no han tenido que hacer colas para comprar algún producto y cómo se sentirían si alguna de ellas fuese víctima de agresiones físicas o verbales.

La rueda de prensa la ofrecieron: Fernanda Ramos, secretaria regional Familiar, Valentina Briceño, secretaria regional Justicia en la Calle, Norelis Gutiérrez, coordinadora regional de activismo, Blanca Veronelli, concejal de Mariño, y las dirigentes Adriana Ramírez, Rosalía Carreira, Giovanna Torani y Gloribeth Castillo.

Dejar respuesta