Jony Rahal: La AN no se arrodilla a nadie, solo al pueblo venezolano

A juicio del diputado Jony Rahal las leyes que ha dictado el parlamento, con el impulso de la bancada de la Venezuela Unida, representan un “mapa” que permitirá restituir los valores democráticos, actuación que evidencia la independencia del Poder Legislativo frente a una estructura hegemónica que ya tiene más de 17 años en el poder.

El también vice presidente de la Comisión de Administración y Servicios participó en el encuentro organizado por Cedice denominado  “Primer período parlamentario:¿ Ha cumplido la AN? “, en el cual estuvieron además como ponentes Ramón Guillermo Aveledo y los diputados  Delsa Solórzano y Ángel Medina.

“Hoy tenemos un Poder Legislativo autónomo, independiente, que no se le arrodilla a nadie, solamente al pueblo venezolano”, aseguró Rahal, quien destacó que el parlamento está ejerciendo a cabalidad tres funciones constitucionales claras como lo son la representatividad, el ejercicio de la función contralora y dictar leyes.

Hizo énfasis en el control sobre el gasto público que debe ejercer la Asamblea Nacional, función que resaltó fue abandonada durante 17 años por un parlamento dominado por el oficialismo que se convirtió “en el brazo ejecutor subordinado del Poder Ejecutivo”.

“La corrupción es un delito que no prescribe y que hay que documentar. Y ese es el trabajo que debemos hacer nosotros en las distintas comisiones a las que pertenecemos”, aseguró el parlamentario, quien manifestó que se ha hecho un trabajo impecable para rastrear el dinero que ha gastado el Estado y, en especial, los recursos que estaban destinados a los servicios públicos.

Insistió en que la corrupción y la centralización acaban con la calidad de vida de los venezolanos. Destacó que la “institucionalización” del mal manejo del dinero del Estado se evidencia en la adjudicación directa de todas las obras que provengan de convenios internacionales, de acuerdo a lo previsto en la Ley de Contratación Pública.

 “Es decir: adjudicación directa, sin contraloría, sin auditoría y sin ningún tipo de licitación”, apuntó Rahal, quien aseguró que eso representa la “radiografía” de lo que se ha detectado durante la actual gestión de la Comisión de Administración y Servicios, de la cual es vice presidente.

Precisó que en  el sector de suministro de agua potable se ejecutaron  en la última década 9 mil 500 millones dólares en obras que en un 70 por ciento provenían de convenios internacionales, es decir, que fueron otorgadas sin licitación. En el sector eléctrico recordó que desde el mandato del fallecido presidente Hugo Chávez, se destinaron partidas que alcanzan los 150 mil millones de dólares para generación alternativa de electricidad, y que más del 65 por ciento de esos proyectos se otorgaron por adjudicación directa.

“El gran causante del colapso de los servicios en Venezuela es la corrupción y la Ley de Contratación, que sin dudas ya estamos, con la Comisión de Contraloría, reformando para minimizar y erradicar la corrupción”, indicó.

Rahal aseguró que la Asamblea Nacional ha cumplido con su función de dictar leyes y que según argumentó en esta gestión se han sancionado instrumentos legales de profundo contenido social como la Ley de Propiedad de la Gran Misión Vivienda Venezuela y la Ley de Bonos de Alimentación y Medicinas.

“Este conjunto de leyes son el mapa a seguir para la construcción de la nueva Venezuela y no se tenga la menor duda que lo vamos a llevar a un final feliz”, apuntó Rahal. “Ahora nos corresponde a los diputados liberar a los otros poderes (públicos), rescatarlos y devolverlos a la gente y así fortalecer la democracia y construir la Venezuela que todos queremos”, finalizó.

Loading...

Dejar respuesta