Caribes sentenció la quita derrota consecutiva de Caracas

Si bien los números de Luis Domoromo en la Liga Venezuela de Beisbol Profesional no impresionan, sí se puede decir que contra los Leones del Caracas los guarismos del joven de 24 años de edad resultan asombrosos. Este domingo volvió a afincarse en la saña contra los melenudos al participar en las carreras que le dieron la victoria a Caribes de Anzoátegui 10 por 8, en 10 innings disputados en el Estadio Universitario.

El jardinero izquierdo de la tribu castigó al cerrador caraquista Rubén Alaniz con doble a la pradera central, que impulsó a Juan Manuel Moreno, para terminar con la igualdad a ocho carreras que habían conseguidos los capitalinos en la parte baja del noveno capítulo.

“En realidad iba preparado”, dijo el portugueseño que le pegó al Caracas tres de sus cuatro vuelacercas del año pasado. “Era un turno clave, importante y tenía que manejarlo con paciencia buscando mi pitcheo. Tenía la primera libre y sabía que no me iban a lanzar fácil. Al final se le quedó el envío del medio hacia adentro y pude conectar para darle la carrera de ventaja a mi equipo”.

Domoromo anotó la décima rayita indígena gracias a sencillo de Hernán Iribarren que terminó el encuentro de 5-3, con par de fletadas y una anotada. Con el resultado, Caribes terminó la segunda semana de campeonato con record de 4-1. Mientras que Leones alargó a cinco su racha de derrotas.

“No jugamos buen beisbol. A pesar de todas las adversidades, tuvimos el chance de ganar el juego”, le comentó Alfredo Pedrique, manager caraquista, al departamento de prensa melenudo. “Seguimos cometiendo errores mentales y nos falta ser más consistentes en el pitcheo”.

Las cosas comenzaron mal para la manada avileña en el momento que Anzoátegui pisó el plato dos veces en el primer episodio por hit de René Reyes. El abridor Joe Gardner salió en el mismo tramo y fue relevado por Carlos Quevedo.

Los felinos igualaron a dos rayitas en el segundo, gracias a wild pitch de David Kubiak y sencillo del antesalista Harold Castro. Pero Caribes siempre fue capaz de recuperarse de las embestidas rivales.

El guardabosque Denis Phipps largó bambinazo de dos carreras en el tercer inning y, a pesar de otra anotación melenuda en la parte baja del episodio, la ventaja fue alargada en el quinto con trío de rayitas.

El extrainning fue forzado por una anotación capitalina en el octavo, cortesía de un doble de Anderson De La Rosa, y dos más en el noveno que fueron productos de triple de Nyjer Morgan y toque de bola de Javier Betancourt, que se apuntó un infield hit por los predios del receptor Rossmel Pérez.

La victoria se la acreditó Emerson Martínez, quien solo permitió un hit en la parte baja del décimo capítulo. La derrota fue para Alaniz por su trabajo de 2.0 innings, tres hits y dos rayitas.

alt

Hernán Iribarren sigue produciendo para la causa de Caribes

Dejar respuesta